Trabajadores y colaboradores del proyecto

Sofía Lamblin -Monitora y guia de turismo ecuestre.

Nací en Francia. Desde muy pequeña ya montaba a caballo en la hípica de mi tía. Fui creciendo, aprendiendo, concursando.  Cuando tenía 14 años, mi madre y yo nos fuimos a vivir a España. Entre el 2002 y el 2007 seguí montando, aunque fue más difícil encontrar hípicas en la zona donde vivíamos. A finales de 2008, La monitora de la hípica donde aprendía me propuso trabajar con un jinete de Jerez que montaba a los caballos de los propietarios. Allí empezó todo. Decidí dedicarme a lo que siempre había sido mi pasión. Durante los siguientes tres años pasé los diplomas de Grooming Certificate y el Initial Teaching impartidos por el ABRS (reconocida escuela hípica británica). No estando satisfecha con esta formación, busqué en Francia más posibilidades para aumentar mis conocimientos en pedagogia. Allí cursé durante dos años el “Brevet Professionnel de la Jeunesse et des Sports Populaires". Se trata del diploma de Monitora y Guía de Turismo Ecuestre que me permite dar clases de todos los niveles (Galopes de plena naturaleza del 1 al 7), así como ir de ruta durante varios días y realizar coaching para competiciones de T.R.E.C.

Mi objetivo en Cavalls de Malavella es encargarme del bienestar de los caballos en libertad y buscar la total satisfacción de todos aquellos que vengan a tomar clases, dejar sus caballos en pupilaje, asistir a un clinic específico o venir a pasar el fin de semana.

Disfruto muchísimo sensibilizando a las personas que me rodean al respeto de la naturaleza a través de juegos y talleres.

 


Jordi Martínez Soles - Terapeuta Shiatsu

Nací y crecí en Barcelona. Fascinado por el skate desde muy joven, fui practicando este deporte muy riguroso y estricto para llegar a un nivel muy alto.

 

Paralelamente, estuve 3 años estudiando en Dojo Asai, un centro donde enseñan Shiatsu (Terapia basada en la medicina tradicional china), acupuntura y meditación nembutsu y naikan.

Seguí  en paralelo con mi pasión del Skate, lo que me llevó a asesorar y promover la construcción del skate park de Sitges a través de la asociación de Skate-in-Sitges. Seguidamente, me convertí en profesor y enseñé a muchos niños a patinar. Organicé viajes de descubrimiento de otros skateparks Europeos (Austria, Marsella, etc).

En el año 2000 tuve que cambiar de dirección y ocuparme de la herencia familiar situada en Caldes de Malavella. Se trata de una Masía del Siglo XIV (Can Fugaroles) rodeada de extensos campos, bosques y una plantación de nogales.

 

Mi objetivo en Cavalls de Malavella, es acompañar a las personas que deseen marcar una pausa en sus vidas a través de meditaciones o talleres de estiramientos.

También utilizo mis conocimientos para aliviar dolores o pathologias físicas gracias a mis masajes.